martes, 11 de agosto de 2009

LA CHICHA MORADA



Chicha Morada, bebida típica y exótica de Perú. La chicha morada, para algunos, es la bebida más rica y exquisita que hay, y no va a ser, pues se le atribuyen poderes refrescantes y antioxidantes, que combinados con jarabe en polvo y un poco de hielo preparado con agua de cloacas, da origen a la sabrosa Raspadilla, preparado refrescante para los peores días de verano y las salidas de colegio. Aunque también se puede tomar sola, igual te van a cobrar caro porque hasta los insumos con que se preparan subieron de precio.

Historia

Se dice que fueron los Incas quienes comenzaron a preparar esta bebida masticando granos de maíz crudos, mezclándolos con saliva y tiñendo el preparado de morado para ofrecerlo a la Pachamama y a sus apus. Pero investigaciones más recientes desmintieron esta versión, y encontraron que esta bebida fue hecha por una pobre ama de casa, allá por los años de la abuela de tu abuela. La leyenda sobre su preparación, verificada con investigaciones posteriores, revela que ella no tenía mucho dinero para las compras, por lo que cada vez que cocinaba algo, siempre lo preparaba con restos de comida de ayer, o en su defecto, basura. Un día, ella traía varios maíces, choclos o como se llame, pero su hijo, muy travieso, pintó con sus témperas gastadas uno de morado. Ella, sin darse cuenta, echó ese maíz a una olla con agua hirviendo. Pero al regresar a ver su preparado, vió el desastre que tenía ante sus ojos. "¡Noooo!" exclamaba, no había dinero para desperdiciar la comida, así que a ella no le quedó de otra que mejorar ese preparado echándole lo primero que encontró en la basura, osea, cáscaras de piña y restos de manzana, un poco de polvo y unas gotas de sudor, y ya quedó listo. Completado con un sabroso guiso de plátano podrido, tenía la comida perfecta.

Pero el esposo estaba molesto ese día porque su esposa una negra mulata le había engañado con don Pepe el de la bodega, aquel que le proporcionaba la chichita a cambio de la chuchita de la samba, y ,al tomar ese preparado, se puso más furioso porque estaba horrible el refresco. Así que decidió echar a su mujer de la casa. Ella se fue, no le quedó de otra. Hasta que años después, llega a una asociación de Mujeres Sufridas y Maltratadas, y ella cuenta su caso. Le piden que prepare una muestra de esa bebida, todos la toman y le dicen que puede mejorar si reemplaza el polvo por azúcar y el sudor por limón. Resultado: una bebida que a nadie de su tiempo le gustó. La receta permaneció olvidada por un tiempo.

Más tarde, en los tiempos de tu abuela, algunas amas de casa sintieron curiosidad por probar esa receta, así que decidieron prepararla pintando algunos maíces de morado y con basura seleccionada, y ajustando cantidades exactas de azúcar y limón, añadiéndole además algo de canela y clavos aromatizantes. Resultado: un rotundo éxito de bebida, que comenzó a encantar a grandes y chicos. Pero la pintura se estaba agotando poco a poco, así que varios agricultores de aquellos años decidieron sembrar en sus chacras maíces pintados de morado. Así nació el maíz morado, base de la chicha. Luego, en los tiempos de tu mamá, se decidió aumentarle hielo preparado con aguas servidas, y algunos jarabes robados de farmacias y boticas de la época. El resultado: la famosa raspadilla, que hoy en día se vende en las afueras de todos los colegios y en las calles de Perú, con abejas muertas incluídas.

Pero poco a poco, con la inflación en tiempos de quien no queremos recordar pero que estamos volviendo a vivir, la chicha fue aumentando de precio hasta las nubes, allí comenzó a hacerse popular la llamada chicha en polvo, preparado con maíz triturado al milímetro y un poco de polvo. Aún ahora está muy extendido su consumo, puesto que es más barata que la chicha morada de verdad, pero no tiene el sabor característico del preparado original.

Actualmente se puede encontrar embotellada gracias a Negrita Corp., quien no se molestó en bautizar a la chicha morada como Negrita, osea que según ellos la chicha morada es negrita, entonces no tendría sentido que se llame chicha morada si al final termina siendo negrita.

Popularidad de la Chicha Morada en la actualidad

Hoy en día, la chicha morada destaca como bebida refrescante por excelencia, y no hay restaurante de comida típica o carrito raspadillero (que vende raspadillas, obvio) que se niegue a venderla. Además, el consumo de sus derivados (mazamorra morada, raspadilla, música chicha) está muy extendido en las clases populares, tanto como el de la Chicha Morada Negrita, siendo este último un caso muy peculiar, pues está demostrado que su publicidad es mejor que el producto en sí, ya que se piensa que Negrita Corp. ha repetido la fórmula original de la ama de casa, con su sudor, polvito y basurita. De hecho, la chicha morada va ganando terreno entre las bebidas más destacadas del mundo entero.

¿Sabias que...



1.-esta chicha te va a encantar?
2.-también existió gaseosa sabor a chicha?
3.-se fue al cuerno igual que la gaseosa sabor a chicle?
4.-los periódicos chicha no son morados sino amarillistas?
5.-en Chincha se prepara chicha dándole 3 hervidas al más negro del barrio?
6.-no es lo mismo "fiesta con chicha morada" a que te la pongan morada en una fiesta chicha"?

5 comentarios:

Luis dijo...

Vaya por dios (con minúscula)...de lo que se entera uno!

Beto// dijo...

jajajajaja esas fiestas chichas, que te la dejan morada con refresco negrita ¿?¿ que confusión amigos peruanos!! jeje

la MaLquEridA dijo...

mmmm... no entendí, ja!

Ronald.ChicoLunar dijo...

LA CHICHA morada...
Es relamente buenaza--..

Pero no se si la gaseosa,
SEA DEL TODO BUENA...
PUBLICIADA tuvo...
lo que creo que falto fue mejorar la calidad del producto-

Buen post ..
saludos...

Anónimo dijo...

Vaya historia, yo creo que deberias de dejar la droga te esta jodiendo el cerebro.